Viene la votación de regidores y procurador

Por Israel Ibarra

 

José María Ramos García, investigador del Departamento de Estudios de Administración Pública de El Colegio de la Frontera Norte, opinó que el gran reto de las reformas político-electorales, además del avance para favorecer la participación, es que conduzcan a dar resultados sociales.

Explicó que la propuesta de votar a los regidores por demarcación territorial busca generar una mayor representatividad de lo ediles para que la mayor parte de los partidos cuenten con un espacio.

El problema es que el Cabildo sea eficaz en los procesos de gestión que tienen que ver con el municipio y que los ediles no sólo atiendan lo relacionado  con sus partidos políticos, sino con los ciudadanos.

Respecto a la autonomía del Procurador de Justicia del Estado, que también sería votado, consideró que más allá del procedimiento de su elección, que es un avance, es necesario analizar sus capacidades en un contexto donde la justicia va ligada a la inseguridad y la prevención.

“Su papel no sólo implica aplicar la ley, sino tomar en cuenta toda una serie de factores sociales, legales y situaciones que durante los últimos años ha provocado el aumento de la población carcelaria”, expuso.

En cuanto las candidaturas ciudadanas y comunes opinó que surgieron con el objetivo de alcanzar una mayor democratización, porque los civiles han querido participar en política pero ha sido difícil por parte de los partidos.

“En segundo lugar está el descrédito que tienen en algunos casos los partidos políticos y que por eso podemos apreciar los niveles de abstención”, expuso.

Dijo que este tipo de candidaturas pueden ser una alternativa para los ciudadanos realmente comprometidos, pero también puede dar cauce para que los utilicen para generar una serie de candidaturas ficticias con personas que manipulen y no respondan a las demandas sociales.

En relación al empate de elecciones expuso que es muy importante, porque más allá del favorecimiento de la votación, tiene que ver con un ahorro de recursos y no general procesos consecutivos que en muchos casos no provocan participación.

De la revocación de mandato, explicó que si los actores políticos no dan resultado de sus participaciones se pueden sacar, sobre todo cuando viene una reelección que puede ser manipulada.

Respecto a la reelección de ediles y síndicos, consideró que no hay problema en que se sigan votando mientras den resultados, el problema es cuando ya no los dan.

Del recorte de los diputados plurinominales (lista) el doctor Ramos García opinó que no siempre estos cargos son representativos con las demandas sociales y la percepción es que no están dando resultados.

“El Congreso debe atender las demandas sociales y disminuir el número de diputados cuando no están dando resultados”, expuso.