Una firma histórica para los Padres

Por Pedro Gutiérrez

Iniciando el orden al bat

Hace unos días, los Padres de San Diego llegaron a un acuerdo con Manny Machado, pactando un contrato de 10 años y valorado en 300 millones de dólares, convirtiéndose de forma instantánea en el contrato más lucrativo en la historia de la franquicia.

Su llegada impacta en el terreno de juego al ser un bat de poder que puede ser instalado en la parte media del lineup y a la vez solidifica la tercera base, la posición más débil para el club durante los últimos años, por lo que su llegada es un gran acierto para el gerente general A.J. Preller, ya que su presencia convierte a los Padres en un mejor equipo.

En cuanto al compromiso económico, no se necesita ser un genio para identificar que 300 millones es mucho dinero, sin embargo es la cifra que actualmente se establece en el mercado de la agencia libre por un jugador del perfil de Machado. Su firma sin duda pone a los Padres bajo la lupa de todo el mundo de MLB como un equipo a seguir.

La contratación representa una continuidad en el cambio de cultura para San Diego, ya que todos en la región hemos escuchado los cantos continuos de “cambiaron a tal jugador” o “dejaron ir a este pelotero” o bien el más clásico de todos de “nunca invierten en el equipo”.

Ahora, las cosas han sido distintas desde el 2015, el primer año de Preller al frente del equipo, con inversiones de todo tipo y aunque claro que no todas han funcionado, es evidente que la cultura es distinta, de pronto su un equipo al cual temer en la agencia libre, teniendo la capacidad de atraer talento de alto impacto a la organización, lo vimos con Eric Hosmer y ahora lo mismo sucede con Machado.

Pensar en expectativas de Serie Mundial pueden ser un poco precipitadas en este momento, pero la realidad es que los Padres de San Diego han dado 200 pasos al frente en esa dirección.

Una pequeña trivia

Menciona a los dos jugadores que han sido nombrados MVP y Novato del Año en la misma temporada.

Calentando en el bullpen

En un tema para otra ocasión, la Liga Mexicana del Pacífico recientemente anunció los planes de expansión a ocho equipos, incorporando a los Sultanes de Monterrey y el regreso de los Algodoneros de Guasave.

Comprendo la importancia del béisbol para una ciudad para Guasave, pero como plaza beisbolera, incluirla en vez de Tijuana es un gran motivo para cuestionarlo todo.

En el círculo de espera

Este fin de semana inicia el calendario de la Liga del Cactus para los Padres, enfrentando a los Marineros de Seattle y a los Medias Blancas de Chicago. El resto del mes verán actividad ante los Cubs, Brewers, Diamondbacks y Dodgers.

El calendario de pretemporada se extiende hasta el 26 de marzo, lo cual dará paso al Día de Apertura de la temporada 2019, arrancando el 28 del mismo mes en Parque Petco ante los Gigantes de San Francisco.

Y la respuesta es…

Fred Lynn en 1975 e Ichiro Suzuki en el 2001.

Por esta semana es todo, pero les recuerdo que “cada strike en la vida, los trae más cerca de su próximo cuadrangular.

Ir a: Llega la «Mannymanía» a San Diego