Seis fuentes de energía ilimitada

Por Juan José Alonso Llera

“El combustible en la tierra se agotará en mil o más años, y su riqueza mineral, pero el hombre encontrará sustitutos para estos, en los vientos, las olas, el calor del sol, y así sucesivamente” (1916), John Burroughs

Estamos rodeados de fuentes de energía limpias e inagotables: El sol, el viento, el océano, las plantas, los átomos y el centro de la tierra. Pero la tecnología y la economía racional se han quedado atrás de nuestra imaginación y desarrollo.

El insaciable y destructivo apetito por la energía en el mundo está haciendo algunas cosas descabelladas por incrementar las fuentes de energías limpias. A continuación, les voy a compartir el resultado de una investigación sobre 6 tecnologías innovadoras para obtener energías limpias, conceptos que parecen incrementarse de manera necesaria para salvar al mundo.

Estas tecnologías están en desarrollo con distintos grados de avance y pronto serán lo de todos los días. Estos conceptos han sido desarrollados por científicos y emprendedores por décadas y hoy cobran suma importancia ya que varios consejos de empresas han hecho pruebas piloto sobre estos temas. Todos tienen un respaldo serio y un gran potencial y ninguno representa una apuesta segura.

  1. Vientos de altura: Las turbinas de viento convencionales se paran cuando se acaba el viento. Los globos o rotores con cojinetes de turbina podrían interceptar vientos potentes y confiables de 1,000 a 15,000 pies de altura. Una empresa canadiense acaba de lanzar la primera turbina comercial de altura (60 pies de diámetro en un dirigible relleno de helio), 100 veces más potente de la energía eólica actual.
  2. El crudo verde: Los biocombustibles elaborados a partir de aceites vegetales requieren una recolección y procesamiento de varias etapas. Las algas modificadas genéticamente podrían agilizar la producción al secretar continuamente aceite para refinarlo y convertirlo en combustible para vehículos. El problema actual es que económicamente no es un negocio rentable aún.
  3. La siguiente ola: La energía del movimiento de las olas puede ser capturado para transformarse en energía eléctrica. Ya hay por lo menos 3 docenas de compañías desarrollando esta tecnología. Empezó en 2008 en las costas de Portugal y abastece de energía eléctrica ese proyecto a 500 casas.
  4. Poder de las estrellas: La fusión nuclear (la reacción atómica que impulsa a las estrellas) podría ser usada para generar energía eléctrica. En 2010 en instalaciones americanas alinearon 192 láseres a una capsula rellena de hidrógeno produciendo una gran cantidad de energía, ahí empezó el poder de la fusión. Hoy se invierten mas de 20 billones de dólares en investigación en esta tecnología.
  5. Calor profundo: Las plantas convencionales de energía geotérmica sólo pueden obtener energía de cerca del centro de la Tierra. Los sistemas geotérmicos mejorados (EGS) que inyectan agua fría a dos millas o más en la tierra para obtener un sobrecalentamiento pueden funcionar en casi cualquier lugar. Ya hay docenas de proyectos en el mundo experimentando con esta tecnología, Australia va liderando en este tipo de energía que es común en países como Islandia.
  1. El sol eterno: Las células solares terrestres se ven obstaculizadas por las nubes, el polvo y el anochecer. Las células en órbita podrían capturar la energía del sol las 24 horas del día, casi todos los días del año, y luego transmitirla en ondas de radio a la tierra. La NASA y el departamento de energía han invertido 80 millones de dólares en los últimos años en esta tecnología.

Alternativas hay y además surgen nuevas ideas constantemente, lo que nos falta es mas investigación, implementación, cambiar el chip y en algunos casos sentido común para legislar a favor de las energías limpias.