Requiere colitis nerviosa diagnóstico y tratamiento adecuados: IMSS

Se puede prevenir y combatir con buenos hábitos alimenticios. Fotografía: Freepik.

Redacción/Infobaja

Tecate.- Catalogada como un trastorno funcional del intestino que suele asociarse a factores como la dieta, alteraciones emocionales e infecciones intestinales, la colitis nerviosa provoca que el intestino sufra de inflamación y, en consecuencia dolor en la parte baja del abdomen.

El director de la Unidad de Medicina Familiar (UMF) No. 39 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Tecate, Ramón Rojo López, explicó que si bien es un padecimiento muy frecuente entre la población, es también una afectación que puede evitarse fácilmente y que requiere de un diagnóstico oportuno.

En ese sentido, apuntó que normalmente se presenta con malestar abdominal e inflamación del vientre, no es una enfermedad propiamente, sino un síndrome (conjunto de síntomas) que obedece a un desorden en el funcionamiento del tracto digestivo con daños o heridas en las paredes intestinales.

Este padecimiento que afecta la función normal del intestino en forma leve, moderada o grave, se presenta en adolescentes, adultos jóvenes y personas de la tercera edad, con mayor prevalencia en la población femenina, señaló el galeno.

Agregó que en la mayoría de los casos, el paciente no acude al médico porque considera que sólo se presenta al sufrir estrés, ansiedad y depresión, lo que ocasiona un deterioro significativo en la calidad de vida, ya que ocasiona ausentismo laboral y escolar.

Al referirse a los síntomas más comunes, el doctor Rojo López puntualizó que se presenta diarrea, estreñimiento (o períodos de alternancia), dolor abdominal, cólicos, sensación de evacuación incompleta, abdomen inflamado, estreñimiento, gases y moco en las heces.

Cada paciente  puede presentar un cuadro diferente, muchos reportan náuseas, vómito, reflujo gastroesofágico, sensación de estar satisfechos antes de comer suficiente, dolores de cabeza, disminución de peso, dolor de espalda, hipersensibilidad al frío, insomnio y ansiedad.

Destacó que no existe una prueba para determinar la colitis, el diagnóstico se realiza por método de descarte, pero es evidente que ante las molestias ya referidas, el afectado debe acudir al médico.

Finalmente, Rojo López señaló la importancia de realizar un cambio de hábitos dietéticos, establecer horarios fijos para cada comida y dar preferencia a una alimentación rica en fibra, frutas y granos integrales para controlar la colitis nerviosa, así como; realizar ejercicio de manera cotidiana; no auto medicarse y acudir al médico para un diagnóstico y prescripción correctos.