Reconocen a insurgentes como nuevo gobierno de Libia

PARÍS.- Rusia reconoció el jueves al movimiento rebelde libio como el gobierno interino de esa nación, un aval clave horas antes de una conferencia internacional que busca contribuir al futuro de la nación norafricana

La cumbre en París de 60 líderes mundiales y altos enviados también busca liberar miles de millones de dólares en bienes libios congelados en distintos países para ayudar a la oposición, y reconciliar las diferencias diplomáticas por la campaña de bombardeos de la OTAN que ayudaron a derrocar a Moamar Gadafi.

Será la primera reunión internacional para el Consejo Nacional de Transición que ha tomado control de Trípoli y la mayor parte de Libia, y una prueba de su capacidad para administrar un país convulsionado por meses de guerra civil y décadas de dictadura.

Se anticipa que el consejo presentará una lista detallada de pedidos a la conferencia, que sesionará exactamente 42 años después que Gadafi se adueñó del poder en un golpe.

Podría proponer préstamos a corto plazo del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, dijeron funcionarios estadounidenses.

Los rebeldes no quieren soldados internacionales para el mantenimiento de la paz, pero sí podrían solicitar una presencia de policías civiles de la ONU, según dijeron.

Aunque Estados Unidos y muchas naciones europeas abandonaron a Gadafi y reconocieron a los rebeldes hace meses, Rusia criticó enérgicamente la campaña militar de la OTAN en Libia.

Una breve declaración de la cancillería rusa el jueves dijo que reconocía al Consejo Nacional de Transición. Ahora otros países sentirán la presión de hacer otro tanto, especialmente China y Argelia.

China, fuerte inversionista en Libia, accedió a último minuto a despachar un enviado a la conferencia de París y destacó que la ONU debería desempeñar un papel decisivo en el futuro libio.

Cuando se le preguntó si reconocía a los rebeldes, el vocero de la cancillería Ma Zhaoxu se limitó a decir que China respeta la decisión del pueblo libio y asigna importancia "al papel desempeñado por el Consejo Nacional de Transición en el ajuste de la cuestión libia".

Argelia ofreció salvoconducto a la esposa de Gadafi y tres de sus hijos el lunes, lo que indignó a los rebeldes libios.

Una ausencia notoria de la reunión es Sudáfrica, que ha mantenido vínculos durante años con Gadafi y ha criticado el manejo de la situación por parte de la OTAN y las potencias occidentales.

Francia dijo que había recibido la autorización de la ONU para descongelar dinero que el régimen de Gadafi tiene en bancos franceses y dárselo a los rebeldes.

"Francia acaba de recibir autorización para transferir 1 mil 500 millones de euros (2,15 millones de dólares) que pertenecen a los libios", dijo el canciller francés Alain Juppe a la radio RTL.

"Tenemos que ayudar al consejo de transición porque el país está devastado.

La situación humanitaria es difícil. Carecen de agua, gas, electricidad", añadió.

El miércoles en la noche, la Real Fuerza Aérea de Gran Bretaña entregó unos 280 millones de dinares libios (232 millones de dólares) al banco central en Bengasi, tras un acuerdo para levantar las sanciones a casi 1 mil 600 millones de los 20 mil  millones de dólares en valores retenidos en el Reino Unido.

"El papel moneda será utilizado para pagar los salarios de los empleados del sector público libio, como enfermeras, médicos, maestros y policías", dijo el canciller británico William Hague, que asistirá a la reunión de París.

Añadió que el dinero también será utilizado para llenar cajeros automáticos.