Participan funcionarios en Foro Consultivo para la Atención a la Población Migrante

Las dependencias municipales involucradas tendrán que adaptarse, actualizarse y flexibilizar sus lineamientos y reglamentos: Enrique Lucero. Fotografía: Cortesía.

Redacción/Infobaja

Tijuana.- Luego de priorizar el tema de la migración en la ciudad fronteriza, el Director Municipal de Atención al Migrante (DMAM), Enrique Lucero, destacó que más que un ordenamiento legal, es fundamental contar con un protocolo de atención para este sector de la población.

Durante el Foro Consultivo para la Atención a la Población Migrante, en representación de la Alcaldesa Montserrat Caballero Ramírez, Enrique Lucero explicó que Tijuana es un punto estratégico para las personas en contexto de movilidad humana, tanto para extranjeros como para nacionales.

“Es fundamental contar con la creación del Protocolo de Atención a la población migrante, ya que el desplazamiento forzado de personas es uno de los grandes desafíos que enfrentan varios países en el mundo; y Tijuana, desde hace muchos años, es ciudad de tránsito, destino y retorno de personas”, acotó el funcionario.

Reunidos en la Universidad Autónoma de Baja California (UABC), Enrique Lucero aseguró que se atenderán todas las propuestas surgidas en el Foro y las dependencias municipales que se vean involucradas tendrán que adaptarse, actualizarse y flexibilizar sus lineamientos y reglamentos para cumplir con el protocolo.

La DMAM realizó un diagnóstico del campamento El Chaparral donde 228 personas lo abandonaron de manera voluntaria y destacó la labor de convencimiento del personal para reubicarlos en espacios en donde cuenten con las condiciones adecuadas para su conveniencia, además del apoyo para el pago de los gastos del traslado de ciudadanos que decidieron regresar a su lugar de origen.

En tanto, la Subsecretaria de Derechos Humanos en el Estado, Melba Olvera Rodríguez, aplaudió los esfuerzos para lograr la garantía de los derechos humanos de este sector sin dejar a nadie atrás y recordó que la ciudad se fundó y pobló por la movilidad interna que se generó por el programa de los braceros y actualmente, por ser Tijuana el punto principal de cruce de las personas migrantes mexicanas que se dirigen a Estados Unidos.

Tijuana ha sido receptor de retornos masivos desde Estados Unidos; arribos de Haití en 2016; la caravana en 2018; retornos exprés y actualmente la formación del campamento en “El Chaparral”, eventos con una complejidad distinta, por lo que urge contar con los instrumentos que permitan actuar de manera oportuna y en apego a los derechos humanos.