Parque de la Amistad, 40 años uniendo fronteras

TIJUANA.- Preocupados por recuperar una tradición que por más de cuatro décadas se daba entre la comunidad fronteriza, diversas organizaciones defensoras de los derechos de los migrantes, llevarán a cabo una serie de eventos para conmemorar los 40 años del Parque de la Amistad.

Invitado al Consejo de Desarrollo de Económico de Tijuana (CDT), que preside Héctor Miguel Padilla Ojeda, Enrique Morones, director de Ángeles de la Frontera, mencionó que el  parque de la Amistad que se localiza en Imperial Beach frente a Playas de Tijuana, por años había servido como punto de encuentro para unir a las familias que no pueden cruzar la frontera en ambos sentidos, ya que el muro divisorio impuesto por el gobierno de Estados Unidos frena el libre tránsito.

El activista recordó que en el año 2009 se ordenó el cierre de este parque lo que provocó una serie de inconformidades de los grupos defensores de migrantes, quienes se manifestaron en la ciudad de Washington para impedir esta acción que no procedió porque en ese lugar se expandió la malla fronteriza.

“Es por ello que queremos conmemorar los 40 años de este espacio que por siempre ha unido a la comunidad de ambas fronteras, sin importar que un muro  les impida el paso”, expresó Enrique Morones.

En ese sentido, dijo que el sábado 20 de agosto se realizará un acto conmemorativo para celebrar las cuatro décadas del Parque de la Amistad, cuyas actividades arrancarán a las 10:30 horas con testimoniales de las familias que han aprovechado este espacio para reunirse.

Enrique Morones especificó que el programa también incluirá una serie de actividades culturales y musicales a cargo de los artistas Corazón de Piedra Verde y Jaraneros de San Diego.

Por otra parte, destacó que la principal tarea de Ángeles de la Frontera  es la de  brindar asistencia humanitaria a los migrantes que viven en los cañones en el norte de la ciudad de San Diego, California, posteriormente ampliaron sus actividades al comenzar a colocar estaciones de agua en las zonas donde los migrantes ya no podían conseguir el vital líquido.

Por último, el activista manifestó que esta organización sin fines de lucro también proporciona servicios de abogacía, educación y colaboración que enfoca en derechos humanos y civiles.