Maestros ‘toman’ comercios en Oaxaca

OAXACA – En su segundo día de manifestaciones y paro laboral, los profesores de la Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) tomaron diversas tiendas departamentales, así como oficinas públicas de los gobiernos federal, estatal y municipal.

 
Miles de maestros se encuentran bloqueando centros comerciales y oficinas de los tres niveles de gobierno en la ciudad de Oaxaca para exigir solución a demandas sociales, políticas y de justicia.
 
También tomaron la caseta de cobro de la autopista Oaxaca-Cuanopalan, en el poblado de San Pablo Huitzo, dando paso libre a los automovilistas.
 
Por su parte, el director del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca, Bernardo Vásquez Colmenares Guzmán, manifestó que el gobierno de Oaxaca "está haciendo todo lo que esté a su alcance, y hasta el límite de sus capacidades, para atender las demandas del magisterio oaxaqueño, por lo que no hay necesidad alguna de hacer presión para responder a los planteamientos educativos".
 
Aclaró que estos ofrecimientos derivan del interés que tiene el gobierno para atender la educación en Oaxaca. Por ello la respuesta del gobierno del estado al pliego petitorio donde se asignan más de mil 560 millones de pesos al sector educativo, en el cual tiene participación el gremio, cosa que nunca en la historia de Oaxaca se había destinado", monto económico rechazado en la víspera por el líder de los maestros Azaél Santiago Chepi, quien dijo que el monto autorizado apenas alcanza los 700 millones de pesos.
 
Vásquez Colmenares Guzmán dijo que quien determina el paro indefinido es el órgano máximo de representación de la Asamblea Estatal del magisterio, conformada por 840 integrantes, "determinación que respetamos, pero no compartimos, porque califican las respuestas del gobierno como insuficientes y mínimas, aun cuando podemos comprobar que estas respuestas son inéditas".
 
Con la suspensión de labores de 73 mil trabajadores de la educación, aglutinados en la Sección 22 del SNTE, se quedaron sin clases un millón 300 mil estudiantes de diversos niveles educativos que asisten a unas 14 mil escuelas en todo el estado de Oaxaca. 
 
Al mismo tiempo del paro de maestros, familiares del profesor Carlos René Román Salazar, desparecido desde el 14 de marzo, iniciaron un ayuno frente al Palacio de Gobierno, ante los nulos resultados en la investigación por parte de la Procuraduría General de Justicia del Estado.
 
Uno de los hijos del profesor desaparecido, Carlos René Román Villalobos, declaró que inició este ayuno, al lado de dos de sus primos, porque la Procuraduría General de Justicia de Oaxaca y la Agencia Estatal de Investigaciones no avanzan en las indagatorias.
 
Solicitó a las autoridades estatales que realicen "una investigación a fondo, porque los resultados que nos han dado siguen siendo los mismos desde los 15 días de la desaparición de mi papá, realmente no es como que se note un gran avance, simplemente nos dicen, como que tienen cosas pero  muy pequeñas que no dan el resultado que quisiéramos para que aparezca mi papá".
 
Por su parte, Marisol Ricardez, esposa del profesor Carlos René Román Salazar, comentó que este ayuno  será  rotativo por 12 horas todos los días, en el que participarán familaires y amigos, al menos durante los días que dure el plantón indefinido de los maestros de la Sección 22 del SNTE, en el centro histórico de la ciudad de Oaxaca.