La rifa del tigre 

Por El Informante

La rifa del tigre

Como nunca antes en la historia, el nombramiento del secretario de Salud en el estado acapara reflectores y quita el sueño a los apostadores. Tradicionalmente, los nombramientos más esperados en un gabinete son los relativos al área política o al área de seguridad, pero hoy por obvias razones, la atención de miles de bajacalifornianos está puesta en quién relevará a Alonso Pérez Rico como el mandamás de Salud en la entidad.

Llegue quien llegue la única certidumbre es que se habrá sacado la rifa del tigre, pues los efectos de la tercera ola de la pandemia y la variante Delta del Covid-19 aún son palpables y los expertos piensan que llegado el invierno podría haber un rebrote.

Hasta ahora ningún secretario de Salud había tenido tanta exposición mediática como Pérez Rico, quien en el último año y medio ha estado en el ojo del huracán todos los días. Hay quienes piensan que no es momento de hacer cambios y que tratándose de una pandemia, lo mejor es no dar golpes de timón y mantener al que, mal que bien, ya le encontró la cuadratura al círculo.

Por obvias razones no han faltado críticas contra Pérez Rico, sin embargo, haciendo una evaluación fría, la conclusión es que ha sabido mantener el barco a flote y sacar el buey de la barranca.

En cualquier caso, los momios favorecen en este momento al doctor José Adrián Medina Amarillas como el innegable favorito para quedarse con la chamba de Pérez Rico. Este cardiólogo mexicalense que atiende en el hospital Almater, ha estado muy cerca de la futura gobernadora y es quien formalmente representa al gobierno entrante en los trabajos de transición.

En el equipo apunten también a Elba Cornejo, directora de la Comisión de Arbitraje Médico, y Efrén Zazueta, titular de Epidemiología de Isesalud. El nombramiento no ha sido confirmado, pero cuesta trabajo creer que un doctor tan reconocido se ponga a encabezar trabajos de transición solo por fogueo o por cultura general. Sea como sea, el que se ponga en los zapatos de Pérez Rico se habrá sacado la rifa del tigre.

El gabinete de Monserrat

La futura presidenta municipal de Tijuana, Monserrat Caballero, ha ido soltando poco a poco los nombres de los funcionarios que integrarán su gabinete que está a punto de entrar en funciones. El nombramiento tan anunciado que finalmente se confirma, es el de Alejandro Mungaray Lagarda como secretario de Economía.

El ex rector de la UABC y ex secretario de Desarrollo Económico en el Estado, fue candidato a la gubernatura por el Movimiento Ciudadano y declinó a favor de Marina del Pilar Ávila Olmeda. Lo lógico habría sido pensar que el pago al favor político vendría con un cargo en el gobierno estatal, pero Mungaray finalmente fue llamado al municipio.

Muy cercano al ex gobernador José Guadalupe Osuna Millán, Mungaray es una eminencia como economista y su currículum académico es impresionante. Veremos ahora si lo puede aplicar a la economía municipal.

El ex diputado perredista Gerardo López Montes se anunció como titular de la Secretaría de Bienestar mientras que Bianka Nájar Soto irá a despachar al DIF.

Poco antes se habían dado a conocer los nombres de Andrea Ruiz Galán, Raymundo Vega Andrade y Miguel Ángel Bujanda, para estar al frente de la Secretaría de Educación, Tesorería y Desarrollo Urbano, respectivamente.

También se había informado que Jorge Salazar Miramontes será el Secretario de Gobierno, a la vez que Karla Ivón Salas Vázquez actuará como Coordinadora de Gabinete y Marcelo Machain Servín fungirá como Oficial Mayor.

Miguel Ángel Torres Ponce tomará el área de Comunicación Social, a la vez que Georgina Bátiz Santillana se encargará del Registro Civil y Luis Cañedo Angulo se manejará como Secretario Particular de la futura alcaldesa.

Así las cosas, con varios nombres conocidos y gente con experiencia en función pública, Montserrat Caballero se prepara para el próximo jueves 30 de septiembre convertirse en la primera presidenta municipal de Tijuana en asumir el poder tras ganar en las urnas.

Candidato único

Hace unos días Mario Osuna Jiménez, exdiputado y quien ha ocupado importantes puestos públicos, incluyendo el Secretario de Desarrollo Social Municipal durante la administración de Juan Manuel Gastélum, se registró como candidato a la presidencia del PAN estatal… ¡y fue el único!

De plano, nadie más le quiso entrar al ruedo, por lo que Osuna Jiménez está prácticamente anotado como el sucesor de Enrique Méndez para manejar los destinos de Acción Nacional en Baja California.

Tendrá bastante tarea, pues luego de tres décadas de panismo, el blanquiazul no parece recordar cómo ser una oposición firme y con credibilidad. Antes de hacer historia en 1989 tras alcanzar por primera vez una gubernatura, el PAN era la principal fuerza política contra el partido en el poder.

Evidentemente las cosas han cambiado y el nuevo dirigente del PAN en Baja California necesitará convencer de que realmente ofrecen una mejor opción a Morena, que por ahora domina en el voto popular.

Vuelve al frente del PRI

También la presidencia estatal del PRI ha dado de qué hablar, ahora que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación ha ordenado la reinstalación de Carlos Jiménez Ruiz en dicho cargo.

Para quienes no recuerden muy bien lo que pasó en torno a Jiménez Ruiz, en los últimos días de la pasada campaña por la gubernatura él y otros priistas renegaron de la candidata de la coalición PRI-PAN-PRD, Lupita Jones Garay, y declararon su apoyo al abanderado del PES, Jorge Hank Rhon.

Obvio que dicho incidente, que ocurrió durante un acto público, no fue del agrado de la dirigencia nacional del tricolor, que pasó a desconocer a Carlos Jiménez como líder del PRI en Baja California.

Ahora el Tribunal ha instruido al Partido Revolucionario Institucional eliminar el castigo a Jiménez Ruiz, una suspensión temporal de sus derechos, y reinstalarlo como presidente estatal.

Los cheques del INDE

Si hay un área de la administración estatal en donde ha sido palpable el retroceso y el deterioro es en el Instituto del Deporte. Ya en anteriores ediciones cuestionamos en este mismo espacio la falta de apoyos a atletas olímpicos y paralímpicos y las irregularidades administrativas, pero como si se tratara de coronar una gestión fallida, ahora les estalló en la cara el tema de unos supuestos cheques sin fondos, que se dijo habían rebotaron con la intensidad que rebota una pelota de basquetbol en la duela.

Si bien esto fue un malentendido, lo cierto es que la queja de la medallista olímpica Aremi Fuentes ante los medios dejó mal parado al gobierno de Baja California.

Resulta que en el INDE quisieron lavarse la cara y pararse el cuello entregando incentivos económicos para los atletas bajacalifornianos que fueron a competir a Tokio. El pequeño problemita, es que esos monumentales cheques sólo sirven para posar frente los fotógrafos, y aunque obviamente no pueden cobrase en la ventanilla del banco, tampoco se les entregó el pago prometido.

David González Camacho, director del INDE, salió de inmediato a decir que la entrega era “simbólica” y que ya después, quién sabe cuándo, se podría cobrar el incentivo de 50 mil pesos que le dieron a Aremi Fuentes, medalla de bronce en halterofilia, y a Luis Álvarez, bronce en tiro con arco.

El problema es que el asunto trascendió en la prensa nacional y dicen los que saben que molestó muchísimo al gobernador Jaime Bonilla, quien llamó a González Camacho a aclarar el tema en la mañanera.

A los atletas, como en el Son de la Negra, nomás les dijeron que sí pero no les dijeron cuándo les pagarán y la mala noticia es que quedan menos de seis semanas para que acabe la administración.