La función del nutriólogo

Fotografía: José Alfredo Jiménez

Nutrinota

Por Elisa Balderrama, Departamento de Nutrición, Hospital Infantil de las Californias

Tijuana.- La Asociación Mexicana de Nutrición designó el día 27 de enero para celebrar el día del nutriólogo y dar a conocer su labor para la población. ¿Tú sabes cuál es?

Asistir al nutriólogo no sólo consiste en mantener un cuerpo delgado, se trata de educar a las personas en temas relacionados con salud, nutrición, actividad física y poco a poco ir logrando un estilo de vida saludable para prevenir alguna enfermedad a futuro o ayudar a disminuir los síntomas y/o el progreso de alguna enfermedad que ya se padezca.

El objetivo de un nutriólogo no debe ser dar una “dieta” a los pacientes, sino guiarlos hacia el cambio de hábitos para lograr resultados duraderos y constantes.

Los nutriólogos son profesionales en el área de nutrición y salud en las diferentes etapas de la vida. Especializados en la alimentación y su relación con los procesos biológicos, químicos y metabólicos. Con esto se busca que se pueda dar un tratamiento eficiente.

El trabajo del nutriólogo en el área clínica comprende:

– Valoración nutricia: evaluación del estado nutricio mediante indicadores clínicos, dietéticos, mediciones corporales, pruebas de laboratorio y estilo de vida

– Plan de cuidado nutricio: elaboración del plan alimentario, orientación alimentaria, recomendaciones para el acondicionamiento físico y para los hábitos alimentarios

– Control: seguimiento de la evaluación, conducta alimentaria y motivación

– La dieta deberá ser personalizada, atendiendo a las circunstancias especiales de cada paciente.

En el Departamento de Nutrición del Hospital Infantil de las Californias se ofrecen consultas de nutrición pediátrica en las cuales destacan los siguientes diagnósticos: sobrepeso, obesidad, desnutrición, problemas de alimentación, vías alternas de alimentación, entre otros. Lo que se busca es modificar hábitos en los pacientes y en sus familias con metas reales para lograr cambios que van a perdurar en ellos hasta la etapa adulta.

Este día se celebra impartiendo en algunas instituciones pláticas para los profesionales en temas específicos de nutrición, también se realizan campañas para dar a la población recomendaciones de una buena alimentación.

En la actualidad, aún es difícil para algunas personas llevar un plan de alimentación o tener consultas frecuentes con un nutriólogo. Esto puede ser por diversos motivos como las costumbres de cada familia, las exigencias sociales, los gustos o la falta de información en relación con esta labor. Por esto, uno de los principales retos es dar a conocer las funciones que tiene un profesional de nutrición y cómo puede hacerse algo más cotidiano en nuestra población.

El incremento de los padecimientos crónico-degenerativos, en México y el mundo, demanda un mayor número de nutriólogos en los servicios de salud y nutrición.

Lograr un estilo de vida saludable no es tan complicado como parece, uno de los principales objetivos es conocer los grupos de alimentos y sus funciones, aprender a tener una alimentación balanceada y que cumpla con los requerimientos de cada persona.

La clave está en tener un buen guía que nos acompañe en el proceso y el compromiso personal para poder obtener resultados.