Hacen acuerdos en beneficio de comunidades de la frontera

TIJUANA.- Durante la Segunda Reunión Binacional de la Asociación de Alcaldes Fronterizos fueron tomados acuerdos relevantes en materia de seguridad pública, cruces fronterizos, desarrollo económico y asuntos migratorios que se traducirán en un trabajo conjunto en beneficio de las comunidades que radican en la zona fronteriza México-Estados Unidos.

De acue}rdo a información de un comunicado de prensa, en este evento, en el cual el presidente municipal, Carlos Bustamante Anchondo, fungió como anfitrión, los ediles coincidieron en la necesidad de apoyarse mutuamente con el propósito de impulsar programas de información y difusión con la finalidad de promover los resultados positivos en materia de seguridad pública en las ciudades fronterizas; reforzar los programas que fomenten la participación y denuncia ciudadana como elemento sustancial en el combate a la criminalidad; además de vincular los programas de prevención del delito, con las políticas públicas de repatriación de ciudadanos en nuestra frontera común.

Respecto a los cruces fronterizos, el acuerdo consistió en dar seguimiento a los esfuerzos de Baja California y California para concluir los estudios ambientales y financieros, en los que se incluya lo referente a la aplicación de normativas municipales para la construcción del cruce fronterizo Otay Mesa II.

También será impulsada la conclusión de las consultas con los promotores de la terminal binacional aeroportuaria San Diego-Tijuana, en lo concerniente al financiamiento y diseño del proyecto en el lado estadounidense.

Durante las pláticas entre los ediles, se decidió fortalecer el programa de segmentación de tráfico en las líneas de acceso, como Ready Lane y Sentri, para favorecer la reducción del tiempo de espera en los cruces fronterizos.

En cuanto al ámbito económico, los alcaldes consideraron que es necesario fomentar la inversión productiva como factor esencial para el crecimiento y el progreso de las comunidades.

Coincidieron en que la prioridad económica para las ciudades de ambos lados de la frontera es la creación de fuentes de empleo de calidad, justamente remuneradas y con un impacto positivo en las cadenas productivas.

Derivado de ello, aprobaron fortalecer el esquema de crecimiento económico a partir de los denominados clusters estratégicos; que alienten y fortalezcan la inversión productiva en áreas que promuevan la investigación tecnológica, la innovación y el desarrollo de la calidad de mano de obra altamente calificada.

En lo que concierne a los asuntos migratorios, mencionaron que la topografía, la desaceleración del crecimiento económico y la elevada tasa de desempleo en las ciudades de la franja fronteriza, agudizan los movimientos humanos y migratorios en nuestra región.

En este sentido, señalaron que esas tasas de crecimiento social negativo, motivadas por la crisis económica, repercuten en las limitaciones de urbanización, las carencias de planeación, y su influencia en el sistema de ordenamiento armonioso del territorio; además del desarrollo económico y social de nuestras comunidades.

Debido a esto, consideraron importante impulsar en todos los órdenes de gobierno, así como en la sociedad civil, una visión humanitaria de la migración que coadyuve en la solución de los problemas del desarrollo regional; fortalecer a la vez, todos los programas de fomento económico que se traduzcan en una mayor inversión en la región.

Los alcaldes que participaron en la reunión fueron Juan Antonio Balderas Bilboa, de Jiménez, Coahuila; Santos Javier Garza García, de Anáhuac, Nuevo León; José Ángel Hernández Barajas, de Nogales, Sonora; Héctor Agustín Murguía Lardizabal, de Ciudad Juárez, Chihuahua; y Vicente Terán Uribe, de Agua Prieta, Sonora.

También estuvieron presentes Enrique Pelayo Torres, de Ensenada; Javier Urbalejo Cinco, de Tecate; Francisco Pérez Tejada, de Mexicali; además de Adriana Teissier Zavala, de Cozumel; Judith Vázquez Saúl, de Acayucan, Veracruz, quienes asistieron como invitadas especiales.

Por parte de Estados Unidos asistieron Madeleine Praino, de Village of Vinton, Texas; Daniel Romero, de Calexico, California; John Cook, de El Paso, Texas; Jerry Sanders, de San Diego, California y Miyagishima Ken, de Las Cruces, Nuevo México.