Gustavo el traficante de influencias

Por Juan José Alonso LLera

“Todo está perdido cuando los malos sirven de ejemplo y los buenos de mofa” (Demócrates)

Así lo apoda Carlos Chavira uno de sus correligionarios. No tengo los elementos suficientes para llamar a Gustavo de Hoyos Walther traficante de influencias, aunqué su actuar casi lo deja claro. Lo que si es un hecho es la pésima actuación como dirigente empresarial, donde su único objetivo pareciera el de ser candidato a algo, usando a la Coparmex como “partido político” en contra de Andrés.

Desde mi punto de vista este “pseudo empresario”, porque no queda claro en su currículo que lo sea, hoy se ostenta como salvador de la democracia y el gran opositor al avance de Morena. Siendo claro para los resultados tan pobres que ha dado AMLO, el 6 de junio fue un gran triunfo electoral, lo que lo tiene feliz a pesar de lo que opinan Claudio y Gustavo.

¿Quién es Gustavo? Nació en Monterrey en 1966, fue criado en Mexicali. Estudió la licenciatura en Derecho en la UABC, recibiendo un reconocimiento a la Excelencia Académica. Simultáneamente se tituló también de Administración de empresas en CETYS Universidad, posteriormente, realizó estudios de posgrado de Especialidad y Maestría en Derecho Corporativo e Internacional, recibiendo una Mención Honorífica.

Yo no le puedo creer nada a alguien que no actúa con congruencia y sólo usa al organismo como trampolín político y a los centros empresariales como comités de campaña (qué ingenuos, torpes y ambiciosos). Alguien que le pide a Andrés la no reelección y modifica los estatutos de su sindicato para alargar su mandato, pierde toda credibilidad.

Además, analicemos el saldo electoral donde el ideólogo de #VaPorMéxico y creador de la Mega alianza de oposición presume que gracias a él tenemos democracia. El congreso sin mayoría calificada para Andrés, antes de la elección no la tenía. Gubernaturas 11 para López y 2 para el PAN sin alianza. ¿Dónde está el gran triunfo? Yo no lo veo, lo que sí veo son una bola de paleros llamados empresarios que glorifican el actuar de este oportunista.

Desde mi punto de vista el saldo es negativo, ya que posiciona al sector empresarial como oposición al gobierno, donde su papel debe ser el de contrapeso, que le deje eso de la oposición a los partidos.

Sin duda es un ser valiente, pero con la mira desenfocada, centrada en su interés particular a costillas del interés de México. No soy fan de Andrés, pero tengo muy claro que tampoco este país necesita “empresarios” como Gustavo. Cada quien que haga el trabajo que le corresponde desde su trinchera. Mi admirado Manuel Clouthier hizo su trabajo proselitista sin montarse en el organismo, así que este aprendiz de candidato a lo que sea, debe hacer lo propio desde otro ring.

¡Ya basta de estar experimentando y polarizando de un lado y del otro! Gustavo asume tu papel, el saldo fue negativo para el sector empresarial y Andrés ponte a gobernar para todos los mexicanos, sin color o posición económica.

En el proyecto México debe haber lugar para todos. No se vale seguir usando a la gente como carne de cañón para un lado o para el otro.

P.D. Gustavo fracasaste en todo, Andrés ponte a gobernar, ya no estas en campaña, eres el presidente de todos los mexicanos. La pregunta de porqué con todo lo malo que pudiera ser Morena, la gente sigue votando por el. La respuesta es que por muy malo que sea lo de hoy, es mejor de lo que tenían. En BC, Morena sigue siendo menos malo que Kiko, Patas y sus socios.