Flor de Nochebuena es considerada tradición ornamental en época navideña

Desde las versiones tradicionales hasta las japonesas, su presencia resplandece, conectando generaciones en esta festiva época del año. Fotografía: Border Zoom

Redacción/Infobaja

Tijuana.- La Nochebuena, conocida como «cuetlaxochitl» en náhuatl, se erige como un elemento distintivo en las celebraciones navideñas mexicanas. Originaria de México, esta planta ha conquistado la atención de hogares, oficinas y negocios, convirtiéndose en un símbolo arraigado en la cultura festiva del país.

El nombre en náhuatl, que se traduce como «flor que se marchita», encapsula la esencia efímera de esta especie que despliega su deslumbrante belleza solo en la temporada decembrina. Durante la colonización, la Nochebuena adquirió un nuevo papel como elemento decorativo, gracias a sus hojas rojas que la destacan y la convierten en un emblema visual de la Navidad.

Los vendedores florales, conscientes de la demanda en esta época del año, aprovechan el auge de la Nochebuena. Su popularidad para embellecer espacios interiores y exteriores ha propiciado una variedad de estilos y precios. Desde la versión tradicional hasta la japonesa, los costos oscilan entre 50 y 200 pesos, determinados por factores como la tradición, las condiciones de la planta y su tamaño.

Esta tradición floral va más allá de ser simplemente una elección estética; la Nochebuena se ha convertido en un vínculo entre generaciones, un elemento que une a las familias mexicanas durante las festividades. Aunque su presencia efímera pueda parecer contradictoria, la Nochebuena logra perdurar en el tiempo como un símbolo inamovible de la temporada navideña en México.