Errores de ejecución y concentración

Por Dante Lazcano

Mucho se ha platicado del trabajo al detalle que hacen algunos entrenadores a la hora de preparar a sus equipos para enfrentar la temporada regular y la diferencia que los detalles harán a la hora de montar un partido.

En su momento tuve la fortuna de ver trabajar al maestro Marty Schottenheimer y principalmente cómo estaba encima de los jugadores al grado que su primer movimiento que hizo cuando llegó con los originales Chargers, los de San Diego, su movimiento fue sacudir el vestidor al dar de baja a dos figuras icónicas como el gran Junior Seau y Rodney Harrison.

Al final, el maestro armó un equipo de calibre de campeonato, que si no se ganó es otra historia, al grado que estamos en ruta a cumplir dos décadas de lo que se hizo y seguimos añorando a ese escuadrón encabezado por LaDainian Tomlinson y compañía.

El domingo pasado en el decálogo que redactan los Chargers  para encontrar una nueva forma de perder partidos, ahora no fue una decisión de intentar convertir una cuarta oportunidad sino una patada de despeje en el último cuarto la que incidió en que los del rayo perdieran el sexto encuentro de la campaña y lo que es peor, mantener el “invicto” ante rivales de división desde el 2019.

Aunque igual pudieron haber ido por el punto extra y ponerse 28-26, el entrenador en jefe, Anthony Lynn, de nuevo quiso verse  innovador y optó por una conversión que le hubiera dado el empate, lo realmente lamentable fue que cuatro jugadas después, cuando todo el momento estaba de su  lado, perdieron un despeje que abrió el camino para que los malosos escaparan con el triunfo.

Lo peligroso del asunto es que, principalmente en esta temporada, los errores de ejecución y concentración hablan que su capacidad como preparador no es la ideal como para plantar a un equipo que aspire a ganar partidos repetidamente y creo, dados los resultados y principalmente la forma en que han perdido.

Mis pronósticos

Luego de una semana en la que equipos que siguen dando la sorpresa, y rompiendo pronósticos, tras 9 semanas sumamos 91 aciertos ya que en la jornada anterior terminamos 10-4 y como esto se calienta vamos con mis favoritos para la siguiente semana.

Vamos con Titans, Browns, Detroit, Jaguars, Packers, Bucaneers en duelo clave de su división tras haber sido vapuleado y expuesto el domingo pasado.

Buffalo seguirá en ruta a la obtención de su título, Raiders sobre Broncos, Pittsburgh, pese a pérdida de jugadores por Covid-19, Seattle mantendrá el ritmo para obtener el campeonato divisional, Santos de la misma manera y Minnesota dará la sorpresa ante Chicago en juego nocturno.

¿Y los Chargers?

Pues bien, ante Miami, pero principalmente porque los Delfines vienen jugando bien, me duele pero mi cartera con los cetáceos aunque mi corazón con los voltios.

Mis dos centavos

Habrá caras nuevas en 2021.