Emiten recomendaciones nutricionales para personas con Síndrome de Down

Pueden presentar afecciones que repercuten en su estado nutricional, como talla baja, estreñimiento, hipotiroidismo, entre otras. Fotografía: Cortesía.

Redacción/Infobaja

Tijuana.- Como parte de las sesiones académicas enfocadas en la información y sensibilización sobre los cuidados de las personas con Síndrome de Down, la nutrióloga del Hospital General de Tijuana (HGT), Isabel Calvo Higuera, emitió recomendaciones para proteger el estado nutricional de este grupo de la población, toda vez que pueden presentar afecciones que inciden en su desarrollo.

En este sentido, indicó que las personas que nacen con Síndrome de Down, o también conocido como trisomía 21, son propensos a presentar diversas afecciones que repercuten en su estado nutricional, como puede ser talla baja, disminución del tono muscular, estreñimiento, defectos intestinales, cambios en el peso, enfermedad celiaca, hipotiroidismo, reflujo gastroesofágico, trastornos de la masticación y de la deglución, entre otras.

Mencionó que, aunque el Síndrome de Down no es causa directa de la obesidad y sobrepeso, existen factores que los predisponen al incremento de peso y grasa corporal, de ahí la importancia de mantener un plan de alimentación de acuerdo al estado de salud de cada individuo.

Calvo Higuera informó que toda la población debe tomar en cuenta las leyes de alimentación -es decir, que esta sea completa, equilibrada, variada, suficiente, adecuada e inocua-, promover la lactancia materna exclusiva desde el nacimiento hasta los seis meses de vida y, en caso de estreñimiento, consumir fibra, ingerir agua y realizar actividad física.

Asimismo, si un menor con Síndrome de Down presenta problemas de masticación, la especialista en nutrición recomendó adecuar la textura de los alimentos para que pueda deglutirlos.

“Es importante colaborar e interactuar con un profesional en nutrición, para que nuestros niños tengan una calidad de vida a corto, mediano y largo plazo. Integremos la nutrición como parte del tratamiento de las personas que viven con Síndrome de Down”, concluyó Isabel Calvo Higuera.