El Monitor de Seguridad de Coparmex

Por Roberto Rosas Jiménez

Hace unos días, en la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), fue presentada la herramienta “Monitor de Seguridad”, un instrumento poderoso que permite a los ciudadanos exigir a sus gobiernos municipales, estatales y federal el cumplimiento de su mandato constitucional de brindar seguridad para todos.

Nuestro presidente nacional, José Medina Mora Icaza, expresó que frente a la preocupación del sector empresarial ante una “desbordada inseguridad” en distintos estados de la república, se decidió crear el “Monitor de Seguridad” para evaluar desde distintas perspectivas y dimensiones, la incidencia delictiva, proponer soluciones en la materia e insistir en que la estrategia gubernamental de seguridad sea revisada.

El “Monitor de Seguridad” es un ejercicio mensual que realizará la Coparmex a través de la Comisión Nacional de Seguridad y Justicia, y cuyo gran diferenciador es que de la mano de expertos se realizará un análisis de la incidencia delictiva en tres dimensiones: su evolución regional, no sólo nacional; su evolución temporal a lo largo de los años y la evolución de políticas públicas para el combate de los delitos.

Esta plataforma contiene información relacionada con ¿dónde estamos en materia de seguridad?, misma que se conformó con datos duros y con información obtenida de la percepción ciudadana; además de que integra un comparativo de la evolución que han tenido en los últimos tres sexenios los delitos de alto impacto social y empresarial como son: homicidio doloso, feminicidio, secuestro, extorsión, robo a negocio y robo a transportistas.

Durante la presentación de esta herramienta, el presidente de la Comisión Nacional de Seguridad y Justicia de Coparmex, Ignacio Manjarrez Ayub, presentó el análisis que contiene el “Monitor de Seguridad”, en el que dio a conocer que en 2020 el 28.4 por ciento de los hogares mexicanos tuvo al menos, una víctima de delito.

El documento presentado comprende un análisis de la situación actual del país, aporta una evaluación del crecimiento o disminución de los seis delitos de alto impacto en el periodo de enero a septiembre de 2021. Incluye un promedio diario de víctimas, un comparativo entre los primeros 34 meses de la actual administración federal, con el mismo periodo en los gobiernos de Felipe Calderón Hinojosa y Enrique Peña Nieto y la cifra de incidencia por entidad federativa.

Por lo que hace a la propuesta de Coparmex en el monitor de seguridad, ésta se divide en el acopio de información interna, el análisis de información oficial e incidencia pública, apartado en el que se incluyen propuestas en materia de políticas públicas, la propuesta legislativa -donde destaca la necesidad de crear una Ley General Contra la Extorsión- la vinculación institucional y un enfoque de ética e integridad para la promoción de valores y mejores prácticas internacionales.

Sin duda, estamos ante una herramienta que ofrecerá la posibilidad de contar con mayor información sobre el tema de seguridad en nuestro país, para así fundamentar nuevas estrategias que impulsen el combate contra la delincuencia.