Se debió actuar antes contra taxis: Mónica Vega

Tijuana.- La regidora el XXII Ayuntamiento de Tijuana, Mónica Vega Aguirre, opinó que el gobierno municipal debió haber actuado desde tiempo atrás ante las agresiones de ciertos grupos transportistas, en particular los taxis amarillos, en el área del cruce fronterizo a San Ysidro.

“Son hechos que se pudieran haber prevenido”, dijo la regidora, sobre el suceso  registrado en dicha zona en las primeras horas del sábado 1 de julio, en el que elementos identificados como conductores de taxis amarillos golpearon a usuarios de Uber al grado de enviar al hospital a uno y causar fuertes lesiones a otros.

En días anteriores se han registrado otros ataques contra conductores y usuarios de Uber y de otros servicios de transporte turístico, atribuidos a choferes de Uber.

“Es una situación que nosotros ya veíamos venir desde principios de febrero”, señaló. “En febrero se dieron algunas agresiones, y el 23 de febrero nosotros le enviamos al alcalde un oficio, solicitándole medidas emergentes para evitar que estas agresiones se fueran recrudeciendo”.

Indicó la regidora que si bien no hubo respuesta inmediata del presidente municipal Juan Manuel Gastélum, el secretario general de Gobierno, Raúl Felipe Luévano Ruiz, informó a los regidores que ya se estaban tomando medidas.

“El 28 de febrero, por unanimidad de Cabildo, se aprobó el instruirle al Secretario de Seguridad Pública, instalar un operativo permanente en la línea internacional para evitar que esto sucediera”, recordó la Vega Aguirre.

“Conforme fueron pasando las semanas supimos de distintos ataques a otros transportes. Quienes usamos la línea internacional, hemos sido testigos de los hostigamientos que sufren los turistas. Y que si quieres agarrar otro tipo de transporte tienes que caminar ciertos metros”, añadió. “Hay un gremio -que son los (taxis) amarillos- que pareciera que son los dueños de la línea internacional”.

El gobierno municipal, dijo la regidora, debió haber hecho cumplir las leyes y los reglamentos en su momento.

Ayer domingo 2 de julio, Luévano Ruiz informó del reforzamiento en la zona de la Garita de San Ysidro, además del inicio del procedimiento para la cancelación de la concesión contra los agresores. Sobre esto, Mónica Vega señaló que las autoridades no deben actuar reaccionando, sino previniendo.

“Los operativos de seguridad deben de ser hoy emergentes, pero no pueden ser permanentes, porque la autoridad debe asumir su responsabilidad de sancionar y tomar las medidas de fondo, que prevengan que esto siga sucediendo”, explicó.

El problema es que ha habido una autoridad que es sumisa ante estos hechos que se han dado en los últimos meses, y bueno, el día de hoy lamentamos mucho que haya jóvenes siendo intervenidos (en operaciones quirúrgicas) en un hospital, resultado de estas agresiones, y además otra parte muy importante: la imagen de Tijuana a nivel internacional hoy está siendo golpeada a través de distintos medios de comunicación porque le están alertando a los estadounidenses que en Tijuana los turistas están siendo agredidos”, añadió. “No es poca cosa lo que sucedió este fin de semana”.