Con todo y pandemia debe haber aguinaldo

Pese a la complicada situación de las empresas, este pago es un derecho de los trabajadores y debe realizarse antes del 20 de diciembre.

Por Martín Méndez Pineda

mmendez@infobaja.info

Expertos indicaron que a pesar de la difícil situación económica por la pandemia, las compañías deberán de pagar a sus empleados el aguinaldo como lo marca el Artículo 87 de la Ley federal del Trabajo.

Éste indica que dicha prestación es un derecho irrenunciable que se tiene que entregar antes del 20 de diciembre.

El especialista en capital humano y socio fundador de Fine Talent, Héctor Fernando Guerrero, explicó que el aguinaldo es una prestación que establece la ley y especifica que todo empleado tiene que recibir por lo menos el equivalente a quince días del salario base, pero que existen empresas que pueden llegar a ofrecer más días de pago como un beneficio extra, dando hasta tres semanas de sueldo por año de trabajo.

“Hay empresas que por ser más competitivas en el mercado te llegan a ofrecer más días de lo que marca la ley como mínimo”, señaló Guerrero. “Hay empresas que te dan 20 a 25 días; otras empresas lo hacen con el afán de tener gente de antigüedad, es decir, que establecen un esquema donde con más años de antigüedad tienes derecho más días de aguinaldo, que eso está por encima de lo que marca la ley”.

Para poder sacar el monto a pagar de las dos semanas de aguinaldo se toma como base el sueldo actual del trabajador. “No se hace un promedio ni se toma una media ni nada de ese tipo, sino que es el salario que esté vigente para el trabajador al momento de pagar el aguinaldo”, añadió Guerrero, “éste es el que se tiene que considerar para el cálculo total del mismo”.

Ante esta situación, hay empleados que pedían que este monto se pagara antes de la campaña del “Buen Fin”, con el propósito de aprovechar las ofertas actuales, pero Héctor Guerrero explicó que esto depende de cada empresa, pues lo pueden dar el día que ellos crean conveniente sin exceder la fecha tope que marca la ley.

“Tú lo puedes pagar el 19 o el día primero de diciembre, hay quienes simplemente están tomando la práctica de pagarlo incluso un viernes antes del Buen Fin para que la gente tenga liquidez, pero mucho depende del tipo de industria”, dijo.

Heriberto Galindo, presidente de la Asociación de Recursos Humanos de la Industria en Tijuana (ARHITAC), explicó que este derecho de los trabajadores hasta la fecha no se ha puesto en condiciones, pero con la situación que vive la entidad por la pandemia del Covid-19 y el cierre de algunas empresas, dicho pago podría verse afectado.

Galindo recomendó que de verse un empleado en situación de que se retrase un poco la entrega de su aguinaldo, deberá tratar de llegar a un acuerdo con las empresas para recibir su pago sin complicaciones, ya sea en expandir la fecha un poco más o recibir el monto en dos exhibiciones.

Para mayor seguridad sugirió acudir a la Secretaría del Trabajo para que den fe y legalidad de que este pago si será entregado en la fecha acordada.

“Yo creo que sería muy normal encontrar esos casos, sobre todo en empresas muy pequeñas que han sufrido bastante con esta pandemia, o las personas que están en el sector turismo”, explicó el experto. “Todas esas personas que se quedaron a trabajar desde casa se quedaron sin el recurso para poder mantener la fuente de empleo, ahí yo lo que recomendaría es de que no hay pleito bueno, yo recomendaría que tanto patrones como colaboradores llegaran a un acuerdo para el pago del aguinaldo”.

¿Y si no lo entregan?

Héctor Guerrero explicó que ninguna empresa puede negarse a entregar el pago del aguinaldo, pues éste es un derecho que se tiene que cumplir, de lo contrario estarían violando la ley y se harían acreedores a una sanción económica por parte de las autoridades, además de perder el prestigio en el sector por no entregar este pago a sus empleados.
“La empresa se expone a una sanción por parte de las autoridades, es una multa importante lo que se le aplicaría a la empresa y evidentemente el trabajador tiene derecho a que si llega el día 20 de diciembre y no ha recibido su aguinaldo, tiene todo el derecho de establecer su queja”, dijo.

A su vez, Galindo explicó que hasta el momento no hay empresas que se rehúsan a realizar este pago, pues bien se sabe que es una prestación que por ley todos los empleados reciben cada mes de diciembre. No obstante, de presentarse esta situación lo mejor sería acercarse al área correspondiente y verificar el por qué no se les ha entregado este pago.

Ahora, respecto a las personas que no pudieron presentarse a trabajar por estar en un grupo vulnerable a la pandemia, Guerrero explicó que esta situación fue especial en este año. A muchos trabajadores los “descansaron” las empresas por tener alguna comorbilidad ante el Covid-19, pero depende de cómo lo haya registrado el empleador para este confinamiento, ya sea con sueldo pagado o sin goce de sueldo.

Pero también, detalló el experto, existen muchas empresas que mandaron a sus empleados a trabajar desde casa, lo que obviamente se cuenta como días laborados para el aguinaldo. Añadió que todo depende de cómo los agregaron en este esquema, ya que de ponerlos a trabajar desde casa con sueldo pagado pero sin contarlo como una asistencia les afectaría en su aguinaldo.

“Si son días que no estuvieron laborando y sin goce de sueldo entonces es muy probable que no les cuenten esos días para su aguinaldo; ahora, lo que yo he escuchado es que en esta ocasión muchas empresas no lo tomaron de esa manera, es decir, si se mandó a su casa a un empleado para cuidarse por ser vulnerable y esos días sí fueron con goce o sin goce de sueldo aun así les contará para su aguinaldo, considerándolos por la situación”, señaló.

“Yo sí hago la recomendación a las empresas que en estos momentos de pandemia y donde se ha presentado una afectación económica muy importante que hagan un esfuerzo posible dentro de sus capacidades financieras de afectar lo menos posible a los trabajadores”, pidió.

Heriberto Galindo, por su parte, explicó que a estas personas que pudieron trabajar desde casa se les tomarán los días como laborados, pero que otras personas que por el tipo de trabajo no pudieron hacerlo desde casa ya dependerá de la empresa del cómo les consideren esos días para el pago de su aguinaldo.

“Hay personas que trabajan desde casa, esos son días trabajados como si hubieran estado presentes, pero hay personas que no trabajaron o que por la naturaleza de su trabajo no se puede laborar desde casa, entonces es una condición atípica que es muy probable que se considere como una falta para el trabajo”, apuntó Galindo.

Poco tiempo trabajando

Todo empleado que ingresó antes del 20 de diciembre puede recibir aguinaldo, pero únicamente la parte proporcional al tiempo laborado, ya que la ley explica que para que una persona reciba este beneficio íntegro debe tener por lo menos un año laborando en la empresa, por lo que estás sólo estarían recibiendo un porcentaje a los meses activos.
“El aguinaldo le corresponde a todos los trabajadores, pero para tener derecho a esos quince días de aguinaldo debes de haber trabajado a partir del primero de enero hasta la fecha en la que se pague el aguinaldo”, señaló Héctor Guerrero. “Si el trabajador no laboró durante el año completo entonces se paga una parte proporcional, ya que si sólo trabajan la mitad del año entonces se le pagará el equivalente”.

Por lo mismo pueden llegar a confundir en el pago del aguinaldo algunos empleados, ya que algunos estarían recibiendo más que otros y esto podría generar confusión. Pero si no laboraron todo el año recibirán menos de lo que les corresponde.

“Digamos, entró una persona a trabajar a mitad de noviembre evidentemente cuando llegue el pago del aguinaldo le va a tocar una parte proporcional muy pequeña en comparación con sus compañeros que a lo mejor tenían todo el año trabajando”, explicó el especialista en capital humano.

¿Y los que renunciaron?

Aquellas personas que por situaciones personales llegan a renunciar antes del mes de diciembre si pueden recibir aguinaldo.

A pesar de haber cortado labores con sus patrones antes del 20 de diciembre, al momento de retirarse se les entrega su finiquito y en éste viene agregado el monto proporcional del aguinaldo, señaló Guerrero.

“Si alguien digamos lo liquidaron con todos los conceptos que la ley te indica seguramente le pagaron la parte proporcional del aguinaldo, de acuerdo a los días que llevaba laborados a lo largo del año; si alguien tiene la duda lo que le recomiendo que pueda hacer es revisar el documento que firmo el finiquito y dentro de los conceptos debe de venir uno que diga aguinaldo, ese es el monto que le dieron proporcional al tiempo trabajado”, dijo.

Coincidió Heriberto Galindo: “Normalmente cuando se hace una liquidación de cualquier colaborador ya sea por renuncia voluntaria o sea por una liquidación constitucional tú tienes por obligación como patrón de calcular dentro del finiquito del colaborador lo que es su aguinaldo, vacaciones o su parte proporcional, dentro del cálculo cuanto tú ejerces la obligación como patrón para liquidar ya se tiene que integrar este beneficio de prestación del aguinaldo”.

Deducción de impuestos

En algunos casos, el pago de los aguinaldos es una cantidad diferente a la que corresponde al empleado. Galindo indicó que se tiene que tomar en cuenta que este desembolso anual también es deducible de impuestos, por lo que es normal que muchos puedan observar una cantidad diferente, logrando corroborar el monto real en el documento de nómina donde se desglosan las cantidades retenidas.

“Cabe mencionar que los trabajadores dicen que van a recibir una cantidad, pero que no se nos olvide que de eso también tenemos que pagar impuestos, entonces se nos deducen los impuestos como parte del seguro social o alguna deuda que tenga con la compañía ya sean préstamos personales, cajas de ahorro, todo lo que se haya adquirido de deuda, se te hace la retención y ya te queda a ti  lo que se te va a pagar”, añadió.

Ahora, en caso de que una empresa se niegue a entregar aguinaldo a sus trabajadores, Héctor Guerrero dijo que pueden entrar al portal del Gobierno de México y ahí encontrarán indicaciones de dónde y cómo denunciar a las empresas que se niegan a entregarlo.

“En la página oficial del Gobierno de México www.gob.mx indica todo el proceso”, explicó, “tienes que ir directamente a la Procuraduría Federal de la Defensa contra el Trabajador y ahí tienen los teléfonos o correos electrónicos donde tú puedes contactarlos y puedes hacer esta queja”.