Coca-Cola se compromete con el reciclaje en Baja California

Abrirán en Tijuana una planta de acopio, además de dos centros de acopio en Mexicali y Ensenada. Fotografía: Cortesía

Redacción/Infobaja

Tijuana.- Con la meta de recolectar y reciclar 10 de cada 10 botellas que Coca-Cola pone en el mercado al 2030, la Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC) anunció que en 2022 tendrá la apertura de una planta de acopio en Tijuana, y de 2 centros de acopio en Mexicali y Ensenada.

A través de un comunicado, la IMCC señaló que estos puntos de acopio serán operados por PetStar, que indican es una empresa líder en economía circular y que cuenta con la Planta de Reciclaje de PET grado alimenticio más grande del mundo.

Con esta inversión, en Baja California se refuerza el liderazgo de la marca en economía circular asegurando que en su portafolio de productos se reduzca el uso de plástico a través de envases retornables, llegando de 47 a 50 por ciento del portafolio, señalaron.

Se impulsa además la recuperación y reciclaje inclusivo de sus envases, que explica IMCC son ambos parte importante de la solución a la contaminación plástica, según el Acuerdo Global para la Nueva Economía de los Plásticos lanzado en 2018 por la Fundación Ellen MacArthur y ONU Medio Ambiente.

La meta que se ha trazado la Industria Mexicana de Coca-Cola por alcanzar un “Mundo sin Residuos” ha logrado que sus envases sean fabricados en promedio con 32 por ciento contenido reciclado, con la meta de incorporar hasta 50 por ciento contenido reciclado en todas las botellas que sean fabricadas al 2030.

En línea con este objetivo, crearon la botella de Ciel, un claro ejemplo de Economía Circular, al estar hecho 100 por ciento de otras botellas, lo que a su vez hace posible que pueda ser reciclado nuevamente en un nuevo envase.

Para que una botella de PET pueda ser reciclada y sea parte de la economía circular, es importante disponerla correctamente mediante cuatro pasos: Vacía-Aplasta-Cierra-Deposita, asegurándose de dejar la tapa y la etiqueta; de esta forma, todos los componentes de la botella se integran en este ciclo virtuoso para que nunca se conviertan en desecho o contaminación, sino que tengan una nueva vida, demostrando que la botella de PET #NoEsDesechable si se recicla al 100.

“En la Industria Mexicana de Coca-Cola queremos ser parte de la solución a la contaminación plástica, reforzando la ‘retornabilidad’, la recuperación y el reciclaje inclusivo, maximizando el valor de las botellas de PET y actuando responsablemente con el medio ambiente y con las miles de personas que participan en la recuperación de materiales reciclables” afirmó Rodolfo Márquez, directivo general de Corporación del Fuerte, embotellador de la Industria Mexicana de Coca-Cola.

La apertura de la planta y los centros de acopio en Baja California operados por PetStar, también beneficiarán a miles de mujeres y hombres dedicados a la recuperación de materiales valorizables conocidos como pepenadores o recuperadores urbanos, promoviendo el reciclaje inclusivo en la región, explica el comunicado de IMCC.

La empresa PetStar, de la cual Corporación del Fuerte es accionista, se ha convertido en un referente de economía circular, no solamente por tener la planta de reciclaje de PET grado alimenticio más grande del mundo, agregaron, sino por producir una resina reciclada carbono neutro a partir del 2020 y por estar alineada al cumplimiento al cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030.