Obligados a ganar en CDMX

0
212

Por Dante Lazcano

Desconozco si el destino se empeña en mantener vivas las posibilidades de los LA Chargers o si están destinados a convertirse en los representantes de la Conferencia Americana cuando disputen el Super Bowl en febrero próximo.

Luego que, una vez más, no pudieron cerrar el duelo ante Oakland Raiders cayendo a una peligrosa marca de 4-6, todos, y me incluyo, dimos por un hecho que las posibilidades del equipo de avanzar a una siguiente instancia estaban prácticamente olvidadas.

En su momento lo dije: tras el resultado ahora están obligados a ganar hasta febrero ya que en calidad de comodines será muy difícil colarse pues hay equipos arriba que ya los derrotaron como Pittsburgh, Houston, Oakland, vamos, o son campeones de la división o no hay de otra.

Con lo que nadie contábamos era que los Kansas City Chiefs se iban a meter en una crisis de resultados la cual, con o sin Patrick Mahomes, sorpresivamente cayeron el fin de semana colocándose en una peligrosa posición de ceder la división y de paso le dieron esperanzas, más allá de matemáticas, a los electrizantes.

Estoy de acuerdo que para llegar al liderato hay que superar a los Raiders, pero antes que eso deben hacer algo muy importante: ganar en el estadio Azteca, precisamente a los Kansas City Chiefs.

Sobra decir que una derrota en el Monday Night prácticamente habrá sepultado sus posibilidades de avanzar a la siguiente ronda pues necesitarían cualquier cantidad de combinaciones para ascender posiciones.

Pero si derrotan a los Jefes, al margen de lo que hagan los Raiders, apretarán la división y entonces sí, con partidos pendientes ante Denver, los malosos y los Jefes es cuando la posibilidad está más viva que nunca.

Sólo espero que Philip Rivers no sea cocido a golpes y cazado por los apoyadores de Kansas City como sucedió la semana pasada ya que la corriente que hay entre compañeros que pudiera llamar el retiro podría confirmarse para el final de la temporada.

Y por otra lado, si es que el jugador entendió que está en su última llamada para por lo menos disputar el Super Bowl, una vez más está en el mejor escenario que existe para demostrar que está en forma pues el juego será transmitido nacionalmente y qué mejor que en el estadio Azteca.

Se acabaron los invictos

Jimmy Garapolo, el pasador de los 49ers perdió en el mejor momento que pudo haberse dado en la temporada, ya que al quitarse la presión de no ir invicto hasta el Super Bowl, en las filas los niners deberán hacer un análisis de saber por qué no pudieron derrotar por pase a una de las dos peores defensivas contra el juego aéreo.

No han ganado nada pues Seattle está encima de ellos por medio juego por lo que quien gane esa división le apuesto doble contra sencillo será el representante de la división Oeste de la Conferencia Nacional en el Super Bowl.

Mis dos centavos

A ver si les alcanza, eso lo digo yo.