Moda que no pasa de moda

0
149

 

Tijuana.- La curiosidad por el mundo de la moda surgió en Laura tras observar el aspecto metálico y el tamaño enorme de la máquina de coser, una herramienta que su madre tenía en una esquina de la casa en Ensenada.

La ropa para sus muñecas fue diseñada y hecha por ella cuando tenía 10 años de edad y decidió fusionar el oficio de su madre y la actitud de su padre para forjar su camino en el diseño, que años después la llevaría a crear una marca de ropa.

“Mis papás son trabajadores. Yo la veía y en mi rato de ocio lo hacía: agarraba una servilleta y ¡no tenía nada! Yo haciendo la costura recta y ya. Después di el salto”, narró.

La inquietud por crear diseños propios creció conforme su edad. Las artes, dijo, son su fuerte, por lo que viajó a Tijuana para estudiar la licenciatura en artes, una profesión que no estaba en la Universidad Autónoma de Baja California en el campus de Ensenada.

“Mi papá me apoyó, él siempre ha visto que soy muy segura de lo que quiero hacer y me dejó. Artes es lo que más disfruto, me gusta, me encanta”, compartió.

La carrera fue de gran apoyo para continuar con su objetivo de seguir creando ropa, pero la magia para el diseño y la manifactura se obtiene de forma propia, consideró, está en cada persona.

 “No me gusta cuando las cosas son muy pensadas porque ahí pierden la magia. No sale tan original, interviene mucho el pensamiento y no es la misma naturalidad de las cosas, que se dan solitas”, expresó.

El estilo

Para Laura la mejor idea de crear moda es que no pase de moda, es decir, prendas que sean útiles, con colores sobrios y que tengan elegancia para las mujeres.

Los cortes largos de pantalones que resaltan la figura de la mujer son sus favoritos, por ello es que una gran variedad de prendas de ese tipo definen el estilo de Bosque Bonita.

“Creo que de ahí parte mi estética de ropa. El corte alto me encanta, sobre todo porque creo que es lo que favorece y se adapta al cuerpo de las mujeres. Todos los cortes extra que han salido son variaciones”, consideró.

Bosque Bonita

La marca empezó con el nombre de “Bonita”, una palabra que para Laura no puede faltar en el vocabulario de las mujeres. Después cambió a “Bosque Bonita”, al ser ese ecosistema el ideal para ella.

Formalmente, la empresa inició hace cerca de dos años. En la tienda ubicada en el centro de Tijuana, sobre la Avenida Revolución se ofrecen blusas, pantalones, bikinis, hechas con telas adquiridas en Tijuana.

Emprendedurismo, igual a independencia

“Para mí no hay otra forma, es como yo trabajo. No estoy acostumbrada a que alguien me diga las cosas, no me siento cómoda. Es la manera en la que me puedo desarrollar, yo me entiendo. Tengo la escuela de mi papá, es peluquero. Si es una ventaja ser mi propio jefe, pero también tiene muchas desventajas en la disciplina, estoy trabajando en eso. Es bien difícil: ‘hace frío y no me quiero levantar, igual nadie me regaña’, pero es difícil porque la gente te va obligando a tomarte en serio lo que haces. Sí cuesta mucho llegar a ese punto en el que solito te estés empujando porque no hay nadie tras de ti”.

Familia 

Mario y Alicia, originarios del Distrito Federal y Mexicali, respectivamente, formaron una familia en la que Laura fue la menor de tres hijos. Ahora la joven está a punto de cumplir 27 años de edad y quiere seguir en el mundo del diseño y crear su ropa ideal.

Datos personales

Nombre: Laura García

Edad: 26 años de edad

Originaria: Ensenada

Empresa: Bosque Bonita

Giro: Ropa femenina

 

Ubicación: sobre Avenida Revolución, entre 8 y 9