Maratonista que aporta

0
69
Alicia Barrutia vende cada kilómetro recorrido para recaudar fondos para asociaciones civiles. Fotografía: José Alfredo Jiménez

Por José Alfredo Jiménez

Tijuana.- El correr diferentes maratones no solamente es un logro deportivo para la atleta Alicia Barrutia, sino una oportunidad de aportar algo a la sociedad.

Anteriormente, Barrutia se puso la meta de correr los seis maratones más importantes del mundo, en los cuales se comprometió a apoyar a una causa en cada ocasión.

La dinámica fue que la corredora vendió cada kilómetro recorrido en las competencias para así recaudar fondos y apoyar a las asociaciones civiles.

Las causas y los maratones fueron: Maratón de Boston, Red Binacional de Corazones; Maratón de la ciudad de Nueva York, Fundación Alumbra; Maratón de Chicago, Asociación de Cáncer Infantil; Maratón de Berlín, Es por los niños; Maratón de Tokio, Mujeres por Mujeres; y Maratón de Londres, Cuidados Paliativos AC.

Habiendo concluido la meta de estas competencias, Alicia Barrutia escribió el libro “7 maratones, 7 principios de éxito”, que fue presentado en diciembre del año pasado en el Centro Cultural Tijuana (Cecut).

“Luego de los maratones, decido escribir un libro que se publicó en 2018 que lo basé en las experiencias vividas en los maratones, donde en cada uno aprendí una gran lección de vida”, comentó.

En cada capítulo del libro comparte uno de siete principios de éxito para ella, como son: el sueño, la pasión, determinación, fortaleza, actitud, compromiso, perseverancia.

“A raíz de escribir este libro me pregunto, ‘¿qué sigue para Alicia Barrutia como corredora?’. Inicia 2019 y digo ‘vamos por los cinco continentes’, y ya llevábamos tres”, recordó.

Por ello, este año participó en el Maratón de Sydney, Australia, apoyando a la Fundación Déjame Ayudarte.

“En años previos ya teníamos la invitación por parte de la Fundación Déjame Ayudarte y cuando saben que soy una corredora con causa pues me dijeron que si quería correr por ellos. Les dije ‘ya que tenga un maratón en puerta les llamo’, me registro entrando este año en Australia y ya de ahí cree mi compromiso formal’, comentó.

Alicia Barrutia explicó que el tema de esta fundación no es atender a personas enfermas como pasa comúnmente, sino que tiene otro tema social muy atractivo para ella que es ayudar a sanar las heridas del pasado de la gente.

De hecho, dijo que quedó impresionada al observar las sesiones que imparte la asociación.

“Al ver ese taller dije ‘valió la pena lo que hice’, porque ese taller se pagó, el lugar, lo que se requiere para dar atención grupal”, señaló.

En esta ocasión su participación le permitió recaudar 240 mil pesos para la asociación, superando el monto de la competencia pasada, y espera que esa tendencia siga en el futuro.

“Me siento muy satisfecha y muy tranquila de que la aportación llegó a buenas manos y que se le dará buen uso para lo que se realizó este gran proyecto”, compartió.

La ocasión fue especial también porque la fecha del maratón coincidió con la celebración del Grito de Independencia.

“Cargué con mi sombrero charro, corrí con la bandera mexicana porque dije ‘este momento no lo volveré a vivir en una fecha emblemática tan lejos de mi país’, dije, ‘tengo que cruzar la meta como mexicana’”.

Al ponerse de acuerdo con conocidos y familiares, faltando alrededor de 100 metros de la meta le entregaron sombrero charro y la bandera mexicana para llegar al final, lo cual generó reacciones. “Fue un atractivo porque todos los fotógrafos se me acercaron, porque nadie había hecho eso y el sombrero charro siempre llama”.

Habiendo participado en Australia, para concluir la meta de correr en los cinco continentes solo falta participar en África, donde actualmente está buscando una competencia adecuada para correr en 2020. No ha definido el maratón, pero aseguró que ya tiene la causa a apoyar.