Karim Chalita va por un año más al frente de Canaco

0
124

Por Laura Sánchez Rivas

Tijuana.- La Cámara Nacional de Comercio en Tijuana, se ha enfocado en los últimos años al trabajo en beneficio de la sociedad, pues cuando se arregla un problema social, repercute de manera favorable para los comerciantes y la economía de la región.

Ejemplo de esto es la labor que Karim Chalita, presidente de la Canaco Tijuana, ha desempeñado desde el 2011, tiempo en el que impulsó tanto la agenda económica como la social.

Chalita rendirá protesta este martes para un periodo más al frente del comercio organizado de esta ciudad, en un acto programado para las 8:30 horas en el edificio del organismo.

“Mucho del trabajo, a pesar de ser institucional tiene que ver con la proximidad que se le da al organismo hacia la necesidad de la sociedad en general”, comentó en una entrevista para El Informador de BC.

En materia social, promovieron la responsabilidad social con campañas de cultura de la legalidad, en las que se busca un cambio de actitud de las instituciones de seguridad así como de la ciudadanía.

Uno de los programas que más satisfizo al presidente de este organismo, fue Ponle Dedo al Ratero, en el que se promovió la participación de la gente para erradicar los males que afectan su comunidad, no sólo en cuestión de seguridad, sino también de otras necesidades.

Apuntó que fue muy importante y significativo que la gente volviera a tener confianza en las autoridades y que éstas respondieran de manera positiva.

Otro programa de Canaco, son las Jornada Comunitarias donde vinculan a las dependencias del gobierno y organizaciones de la sociedad civil con la comunidad, a efectos de brinden el apoyo que necesiten, desde seguridad, salud o formación cívica.

Karim Chalita comentó que también se realizaron convenios importantes, como el de Negocio Verde, con la que buscan que los comerciantes cumplan con las normativas ambientales.

En materia de economía comentó que el segundo año fue interesante, pues le tocó el cambio de Gobierno Federal.

Destacó que la administración Felipe Calderón se orientó al combate de la inseguridad y en función de esto se trazaron acciones de gobierno encargadas de regular o restringir las actividades productivas y una de las más afectadas fue el comercio en la frontera.

Se enfrentaron ante el impulso de iniciativas que se convirtieron en inhibidores del desarrollo económico de la región, como lo fue la restricción de depósitos en dólares, los depósitos en efectivo, y el nuevo sistema de Aforo vehicular.

Todo esto, comentó Karim Chalita, no necesariamente obedecía la vocación natural de la región sino  que obedecía más una política de seguridad y mucho más centralista.

Pero también se firmó el Decreto de Competitividad, en el que se pugna a favor de las importaciones, en el que la Cámara pugnó a favor de  fracciones arancelarias, de eliminar las cuotas compensatorias, que finalmente expiraron y no es que el gobierno las haya eliminado.