IA aplicada al Marketing, Parte 2

0
58

Por Maritza Morales

Retomando el tema del artículo anterior, la Inteligencia Artificial en los últimos años ha venido a revolucionar todas las industrias, desde la medicina, la banca internacional, el comercio electrónico, la seguridad, transporte, teniendo un sinfín de aplicaciones. No vayamos muy lejos, ya es parte de nuestra vida cotidiana, la utilizamos en muchas de nuestras actividades diarias, desde el uso del celular con los buscadores de voz, las redes sociales ahora con chatbots, las compras que realiamos en línea (Amazon, por ejemplo), las búsquedas que realizamos en Google, cuando abrimos Netflix y tenemos recomendaciones de acuerdo a nuestro perfil, sin duda la IA nos está haciendo la vida más fácil.

Ahora con el desarrollo y crecimeinto del comercio electrónico la implementación de la IA es indispensable para integrarla en la estrategia de marketing de la empresa, y no estamos hablando que solo las grandes marcas y compañías tienen acceso a estas tecnológias, ahora ya están disponibles herramientas muy accesibles para todo tipo de negocios que buscan mejorar la experiencia de compra a sus usuarios y clientes.

¿Por qué los negocios deberían invertir en IA?

  • Análisis del comportamiento de los clientes: a través de una analítica avanzada de la información generada y los resultados de las campañas digitales podemos tomar decisiones sobre que tipo de contenido desarrollar, los mensajes, los productos o servicios y el timing adecuado para ofrecerlo.
  • Conocimiento de las etapas en la que se encuentra el usuario en el proceso de compra.
  • Automatización de campañas: ya existen soluciones para generar contenido automatizado en blogs, redes sociales y además nos permite adaptar mensajes para las campañas de emailling, las cuales facilitan la conversión de los leads generados.
  • Atención al cliente: un ejemplo son los chatbots, son programas informáticos que imitan el comportamiento humano para encargarse de atender a los usuarios, para  y resolver sus dudas y problemas tratando de solucionárselos como si un humano estuviera atendiéndolos. Estos asistentes virtuales se adaptan a las estrategias de cada negocio facilitando el proceso de compra a los consumidores.
  • Productividad y ahorro: la IA permite gilizar tareas y procesos con un menor rango de error. Gracias a las máquinas nos permite ofrecer servicios las 24 horas del día, sin la necesidad de que haya un equipo de personas, lo cuál contribuye al ahorro del negocio.
  • Mejora de la experiencia de compra al usuario seleccionando los canales más eficaces para el negocio así como la personalización de los servicios.

Cada vez estas herramientas inteligentes evolucionan más y más, incluso están llegando a un punto donde son capaces de superar al ser humano en cuestiones específicas, sin embargo es necesario contar con un equipo de personas capacitadas que puedan manejar la información y realizar la toma de disiciones adeuada para mejorar la estrategia de marketing y de negocios en nuestras empresas.

Con la unión de la IA y el trabajo humano podemos desarrollar el grandioso potencial estratégico y creativo de nuestros equipos. Si aún no has decidido implementar la IA en tu negocio, estás dejando ir oportunidades de crecimiento.